• INGLATERRA,  PUEBLOS BONICOS

    Ruta de 4 días recorriendo los Cotswolds en familia

    No existe un adjetivo que pueda definir mejor la región de los Cotswolds que el de pintoresco, una categoría estética surgida allá por el siglo XVIII para designar a aquellos paisajes que deslumbran por su naturaleza salvaje, agreste e irregular. Así son los Cotswolds, de una naturaleza apabullante, con pueblos llenos de casas de tejados irregulares y piedra de color miel. En este sentido, la región de los Cotswolds ha permanecido como inalterada en el tiempo, representando un auténtico oasis entre grandes zonas urbanizadas que sí evolucionaron tecnológicamente pagando por ello un coste muy alto, el de perder la esencia de lo auténtico.